Somos Prensa
America Latina

América Latina: el número de muertos de Iota supera los 40 en América Central

Una familia atraviesa las aguas de una inundación a gran altura en la parte central de La Lima. El huracán Iota azotó la costa de Nicaragua el 16 de noviembre como una tormenta de categoría 4. Los esfuerzos de rescate están siendo realizados por lugareños, bomberos, policía, militares y equipos de ayuda extranjera. Muchos están desaparecidos y se teme que estén muertos. (Foto de Seth Sidney Berry / SOPA Images / LightRocket a través de Getty Images)

Sandals Grande Antigua Resort & Spa

¡Adelanto del Black Friday!  ¡Compre la mayoría de las ofertas especiales y ahorre en sus favoritos!  ¡Compre ahora en Macys.com!  Válido del 16/11 al 24/11

Por Gustavo Palencia e Ismael Lopez

TEGUCIGALPA / CIUDAD DE MÉXICO, Vie. 20 de noviembre de 2020 (Reuters) – La cantidad de muertes reportadas por la tormenta Iota aumentó a más de 40 en América Central y Colombia, y se espera que la cifra aumente a medida que los rescatistas lleguen a comunidades aisladas.

La mayoría de las muertes ocurrieron en Nicaragua y Honduras.

Las autoridades de Centroamérica recuperaron más cadáveres el jueves de los deslizamientos de tierra provocados por el huracán Iota, que azotó la empobrecida región esta semana, la segunda tormenta mortal que rugió este mes.

El presidente hondureño, Juan Orlando Hernández, hizo un llamado urgente de ayuda internacional.

«Estamos en una situación de gran calamidad y necesitamos que el mundo nos ayude a reconstruir nuestro país», dijo en una conferencia de prensa.

La tormenta más fuerte registrada en Nicaragua, Iota golpeó la costa el lunes por la noche como un huracán de categoría 4. Inundó áreas bajas que aún se tambaleaban por el impacto de Eta hace dos semanas, otro gran huracán que mató a decenas de personas en la región.

La destrucción causada por la temporada de huracanes de 2020 sin precedentes en América Central podría impulsar la migración a Estados Unidos desde una región que ya enfrenta la inseguridad y una crisis económica desencadenada por los cierres de nuevos coronavirus, dicen los funcionarios de ayuda.

Más detalles del peaje que infligió Iota salieron a la luz el jueves.

Las autoridades hondureñas dijeron que ocho miembros de dos familias, incluidos cuatro niños, murieron cuando un deslizamiento de tierra sepultó sus hogares en una aldea en una región montañosa poblada por indígenas Lencas cerca de la frontera con El Salvador.

Vista aérea del Residencial Valle Escondido, un área habitacional severamente inundada luego del paso de la tormenta tropical Iota por Honduras el 19 de noviembre de 2020 en San Pedro Sula, Honduras. (Foto de Yoseph Amaya / Getty Images)

Esas muertes elevaron el número de víctimas de Honduras a 14.

En Nicaragua, donde se ha confirmado la muerte de al menos 21 personas, los esfuerzos de rescate se centraron en un deslizamiento de tierra en el norte del país que mató a ocho personas, y más desaparecidas.

Si bien Iota se disipó en gran medida sobre El Salvador el miércoles, las autoridades lucharon para hacer frente a las consecuencias de los días de fuertes lluvias.

Numerosos pueblos desde el norte de Colombia hasta el sur de México vieron lluvias récord que hicieron crecer los ríos y provocaron deslizamientos de tierra. Ciudades como el centro industrial hondureño de San Pedro Sula también se vieron muy afectadas, con el aeropuerto de la ciudad completamente inundado.

Unos 160.000 nicaragüenses y 74.000 hondureños se han visto obligados a huir a refugios, donde los trabajadores humanitarios temen que las caóticas condiciones puedan provocar nuevos brotes del nuevo coronavirus.

Giovanni Bassu, el representante regional para América Central de la agencia de la ONU para los refugiados (ACNUR) dijo a Reuters que esperaba ver las dificultades agravadas que impulsaran más migración fuera del norte de América Central en los próximos meses.

«Una tormenta tras otra es una metáfora muy triste de un fenómeno mucho más amplio», dijo Bassu.

(Reporte de Gustavo Palencia en Tegucigalpa e Ismael Lopez en Ciudad de México; Reporte adicional de Wilmer Lopez en Puerto Cabezas, Sofia Menchu ​​en Ciudad de Guatemala y Nelson Renteria en San Salvador; Escrito por Laura Gottesdiener y David Alire García; Editado por Jonathan Oatis, Aurora Ellis, Robert Birsel)

Ver Fuente

Related posts

Primera región de nube multizona de IBM en América Latina: detalles clave

Redacción

American amplía horario internacional desde Miami | Noticias

Redacción

Opinión | Trabajemos con América Latina para combatir el cambio climático

Redacción

Dejar Comentario